Sustitución de una luna pegada

En el proceso de sustitución de una luna pegada es fundamental prestar especial atención a dos pasos, la preparación de las superficies de pegado y la aplicación del cordón de adhesivo. La limpieza de las superficies de pegado, la utilización de los productos intermedios adecuados a cada tipo de sustrato, así como la aplicación regular y uniforme del cordón de adhesivo son necesarias para evitar fallos en el pegado de la luna. Además, no se debe olvidar revisar y respetar las fechas de caducidad y los tiempos de secado de los productos.

(*) Punto 7: Si el resto del cordón de adhesivo es válido, sobre él se puede aplicar directamente el adhesivo nuevo.

1 – Preparación de las herramientas y productos.

2 – Protección del vehículo y zonas de apoyo.

3 – Desmontaje de los accesorios (molduras, limpiaparabrisas, etc) que impiden la salida de la luna.

4 – Corte del cordón de adhesivo con la herramienta más apropiada (tirador manual, cable de acero, etc) y extracción de la luna dañada.

5 -Recortar a nivel los restos de adhesivo viejo del marco dejando 1 ó 2 mm como base.

6 -Limpieza y aplicación del promotor de adherencia a la luna nueva.

7 – Limpieza y aplicación del promotor de adherencia adecuado a los sustratos presentes en e marco de la carrocería. (*)

8 -Reparar los posibles arañazos en la pintura del marco cubriéndolos con un producto con propiedades anticorrosivas.

9 – Aplicación del cordón de adhesivo (sobre marco o luna).

10 – Montar la luna sobre el vehículo y guardar el tiempo de secado del adhesivo hasta su entrega.

Utilizamos cookies propias y de terceros y tecnologías similares para almacenar y administrar las preferencias del usuario, enviar publicidad adaptada al usuario, habilitar contenido y recolectar datos analíticos y de uso, así como para garantizar el correcto funcionamiento de esta web. Si continúa navegando por esta web, estará aceptando su instalación en los términos indicados en nuestra Política de privacidad ACEPTAR

Aviso de cookies