Nuevos modelos de movilidad:”Car Sharing”

La movilidad en entorno urbano esta experimentado muchos cambios con la aparición e implantación de nuevas modalidades como es el carsharing, que ofrece la posibilidad de alquilar un coche a tiempo parcial, de este modo puedes utilizarlo sin necesidad de aparcamiento presentando la ventaja de poder olvidarte del aparcamiento. Esta modalidad de movilidad presenta otras ventajas importantes entre las que se encuentran la reducción de contaminación y la mejora de la movilidad y del tráfico.

El entorno urbano ofrece muchos servicios que cubren las principales necesidades,  pero también presenta problemas relacionados con el aumento de zonas de alta densidad de población (miles de habitantes por kilómetro cuadrado) y con el transporte ya que no hay espacio suficiente para que cada habitante tenga un coche. El aumento de la densidad de población lleva consigo, con el consiguiente aumento asociado de vehículos, que no haya suficiente espacio físico para aparcar, que se produzcan atascos, que la contaminación aumente, que los niveles de ruido y estrés aumenten, y por lo tanto, que disminuya el estado de bienestar.

Las soluciones ante esta problemática están basadas en compartir recursos como se hace en el caso de los edificios de vecinos o “coworking”.  Una solución consiste en compartir la movilidad utilizando el transporte público (bus, metro, tranvía, cercanías) y otra solución consiste en utilizar transportes compartidos: P2P (peer-to-peer) también conocida como red entre pares, es una de las formas más populares de compartir todo tipo de material, en este caso vehículos, entre usuarios de internet, bikesharing y carsharing.

¿Qué es Carsharing?

Carsharing es un servicio que permite alquilar coches por períodos de tiempo limitados, ya sean horas o minutos. Existen actualmente dos formas  para este tipo de práctica, la primera consiste en tener una “base” fija de alquiler y retorno de los vehículos en un aparcamiento público o espacio destinado a su estacionamiento, se denomina “De ida y vuelta”. En la segunda modalidad, denominada “Sólo ida” o “free-floating”, no cuenta con una base fija, el vehículo se encuentra en la calle y se puede coger el tiempo necesario y se devuelve aparcándolo en cualquier punto del área en la que se puede prestar, es decir no hay que devolverlo en el mismo lugar que se ha cogido.

En la actualidad, ambos servicios de carsharing se gestionan a través de aplicaciones móviles (app’s) que permiten la localización de los vehículos, la apertura de los mismos y conocer, en el caso de la segunda modalidad, el área de la ciudad dónde podemos aparcar y finalizar el servicio. El alquiler también se puede gestionar por internet o por llamada telefónica. El servicio de alquiler se paga por el uso que se realiza del mismo, ya sea por el tiempo y/o kilometraje realizado, facturándose a final del mes.

De igual manera que el alquiler de bicicletas que proponen los ayuntamientos de las ciudades, la empresas de carsharing distribuyen una numerosa flota de vehículos por toda la ciudad para que los usuarios puedan disponer de un coche sin límite de uso.

La posibilidad de reservar el vehículo a través del teléfono móvil o internet aporta comodidad e inmediatez.

Funcionamiento

El funcionamiento del carsharing es sencillo. Hay que darse de alta por internet, para ello hay que tener al menos 18 años y tener el permiso de conducir en vigor, y bajarse al móvil la aplicación que nos indicará dónde se encuentran aparcados los vehículos más próximos a nuestra ubicación. Desde esta misma aplicación puede reservarse el vehículo con antelación. Una vez situados junto al coche, se da la orden de abrir desde la aplicación y el coche se abre automáticamente, una vez dentro se coge la llave y normalmente la pantalla del salpicadero da las instrucciones para arrancar y luego una vez que aparques el coche cuando hayas acabado de utilizarlo, las instrucciones para parar y finalizar.

Ventajas del carsharing

El carsharing conlleva, como se ha indicado anteriormente, una reducción del número de vehículos, aspecto muy importante, ya que la industria del transporte es la segunda con más impacto sobre el calentamiento global. La reducción de compra de vehículos privados se debe a que muchas familias  se escogen la opción del carsharing, en lugar de comprar un segundo vehículo, este hecho permite ahorrar tanto en la adquisición del vehículo, en costes fijos como impuestos y seguros, o variables como el gasto de combustible, los gastos de mantenimiento, aparcamiento, limpieza, etc… Además esta modalidad te permite que un mismo vehículo pueda ser utilizado por varias personas, aprovechando los tiempos que los que el vehículo permanece parado.

Por otro lado, el carsharing reduce emisiones, mejora la movilidad y el tráfico y disminuye el número de vehículos de las zonas en la que se encuentra. En definitiva, el carsharing promueve la movilidad sostenible, entre otras cosas, por el elevado impacto medioambiental que supone poder abastecer las mismas necesidades de movilidad de un particular o de una empresa con muchos menos vehículos.

El espacio donde se pueden utilizar los vehículos de carsharing es limitado, normalmente se pueden utilizar en la zona central de una ciudad y en algunos de los barrios colindantes, este aspecto está relacionado con la autonomía de estos vehículos.

Otra ventaja de esta modalidad de movilidad es que, al estar pensada para el transporte urbano, los vehículos seleccionados son pequeños, por ejemplo Car2Go utiliza modelos Smart. Este hecho hace que sea más sencillo aparcar y también encontrar aparcamiento.

La mayoría de las empresas de carsharing poseen vehículos de alquiler eléctricos porque respetan el entorno y permiten al conductor desplazarse por el interior de la ciudad en las ocasiones en las que los niveles de contaminación es elevada, ya que el vehículo que contamine no puede tener acceso a esa zona en dichos casos.

Por otro lado, el carsharing constituye un complemento a los sistemas de transporte convencional que permite mejorar la planificación y la calidad de nuestros desplazamientos. Situándose ente el alquiler de un vehículo, el coche privado, el taxi y el transporte público.

En Alemania entró en vigor el pasado mes de septiembre una ley de impulso del ‘carsharing’ que incluye rebajas del IVA, reservas de aparcamientos y otras ventajas.

Carsharing en la ciudad de Madrid

El éxito, el gran crecimiento y aceptación que están teniendo las plataformas de carsharing es un hecho. En las grandes ciudades existe una proliferación de esta nueva movilidad, que apuesta por el alquiler del coche por un tiempo limitado, que contribuye como hemos indicado anteriormente a descongestionar el tráfico.

En Madrid, según indica la Ordenanza de Movilidad sobre el Servicio de Estacionamiento Regulado (SER), los vehículos de carsharing podrán aparcar en zona azul y verde sin limitaciones horarias.

El concepto de carsharing nace en 1987 en Suiza. Desde entonces ha ido ganando adeptos en otros países de Norte América y Europa hasta traspasar fronteras. En la actualidad se estima que existen compañías proveedoras de algún servicio de alquiler temporal que encaja con el concepto de carsharing en cuatro continentes, más de 600 ciudades y cuenta con más de 1 millón de usuarios. Además la flota disponible supera las 30.000 unidades.

Este tipo de movilidad ha alcanzado en Madrid los 400.000 usuarios en los dos últimos años.

En Madrid existen diferentes compañías con presencia entre las cuales podemos señalar:

Car2go, del grupo Daimler Mercedes Benz, tiene una flota de vehículos 100% eléctrica compuesta por Smart fortwo 451, vehículos biplaza con una autonomía de 160 km homologados. Se implantó en Madrid en noviembre de 2015.  La tarifa estándar de este servicio es de 0,21 euros por cada minuto, aunque también tienen una modalidad de cuota diaria que permite pagar 59 euros para utilizar el coche durante 24 horas. La cuota de validación o registro es de 9 euros. Los vehículos de car2go se pueden aparcar en cualquier plaza de aparcamiento pública (zona verde o azul) dentro del área designada en Madrid y no hay que sacar ticket de parquímetro. Por lo tanto, pertenece a la modalidad de “Solo ida”. Además tiene un parking exclusivo de 10 plazas en el centro de Madrid, cerca del metro de Tribunal (“Parking El cielo de Madrid”). Su zona de estacionamiento incluye el interior de la M-30.

Emov, integrada por el grupo PSA y Eysa. Tiene una flota de vehículos 100% eléctrica compuesta por Citroën C-Zero, vehículos de cuatro plazas con una autonomía de 150 km homologados. Se implantó en Madrid en diciembre de 2016. La tarifa de este servicio es de 0,24 euros por cada minuto, su modalidad de cuota diaria es de 69 euros. La cuota de validación o registro es de 9 euros. Como Car2go, pertenece a la modalidad de “Solo ida” y sus coches se pueden aparcar en las plazas de aparcamiento públicas (zona azul o verde) dentro de la zona de servicio. También se puede aparcar en las zonas APR (Barrio de Cortes, Embajadores, Las Letras y Ópera). Además de la M-30, el servicio se extiende hasta el distrito de Hortaleza, Las Tablas y la parte alta de la calle Alcalá.

Zitty, integrada por Ferrovial y Renault. La flota de vehículos está compuesta por modelos eléctricos de Renault ZOE, vehículos de cinco plazas con una autonomía de 403 km NEDC. La tarifa estándar de este nuevo servicio será de 0,21 euros por cada minuto, aunque también tienen una modalidad de cuota diaria que permite pagar 55 euros para utilizar el coche durante 24 horas. Además tiene la tarifa “Standby”, dicha tarifa se puede activar cuando se pare el coche pero se quiera seguir utilizando, por ejemplo cuando vayas al cine. El coste de este modo es de 0,07 euros por minuto cuando al parar el coche selecciones en la app la opción “Aparcar/Continuar”, mientras el coche este parado, cuando vuelvas a coger el coche se aplicará la tarifa normal. Por el momento, la cuota de validación o registro es gratuita. El servicio abarcará, inicialmente, una zona de 75 kilómetros cuadrados de la almendra central de la M-30.

Wible, de Kia y Repsol, tendrá una flota de 500 unidades del vehículo híbrido enchufable Kia Niro, con más de 50 kilómetros de autonomía eléctrica y una autonomía total de más de 600 kilómetros. Será la primera empresa de coche compartido que dará “cobertura a la periferia de la capital”, pero todavía no han precisado el área de cobertura que va a tener.

 

No obstante, todas ellas permiten circular fuera de su área de servicio siempre y cuando este se concluya en la zona delimitada.

Los aparcamientos privados y corporativos no están permitidos para los coches de carsharing. La ventaja de la existencia de varias compañías de carsharing en Madrid es que cada una de las nuevas compañías han incluido mejoras para los usuarios. Por ejemplo, la compañía Emov amplió la zona de cobertura, pudiendo salir fuera del interior de la M-30, cobertura inicial que ofrecían los pioneros de introducir este tipo de movilidad en Madrid,Car2go.


En la actualidad Zity ha incrementado la apuesta con las cinco plazas, cinco puertas y autonomía de 400 kilómetros del vehículo Renault Zoe. Además ha ampliado el área de servicio con tarifas muy competitivas de 0,21 euros por minuto, frente a los 0,24 euros por minuto de Emov o los 0,21 de Car2go.
Wible  será el único servicio de ‘car sharing’ en Madrid en contar con un coche certificado con 5 estrellas Euro NCAP.

El carsharing o coche compartido constituye una de las soluciones más importantes para frenar los niveles elevados de contaminación ya que un coche de carsharing reemplaza aproximadamente a unos 20 coches privados. La alternativa de carsharing se confirma cada vez como una alternativa viable entre las políticas de gestión de la movilidad urbana, cambiando el sistema de movilidad actual hacia uno ambiental y más sostenible.

El carsharing o coche compartido constituye una de las soluciones más importantes para frenar los niveles elevados de contaminación ya que un coche de carsharing reemplaza aproximadamente a unos 20 coches privados. La alternativa de carsharing se confirma cada vez como una alternativa viable entre las políticas de gestión de la movilidad urbana, cambiando el sistema de movilidad actual hacia uno ambiental y más sostenible.

 

 

 

 

 

 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros y tecnologías similares para almacenar y administrar las preferencias del usuario, enviar publicidad adaptada al usuario, habilitar contenido y recolectar datos analíticos y de uso, así como para garantizar el correcto funcionamiento de esta web. Si continúa navegando por esta web, estará aceptando su instalación en los términos indicados en nuestra Política de privacidad ACEPTAR

Aviso de cookies